Pregón Semana Santa 2007 E-mail
Sábado, 06 de Octubre de 2007

Extracto del Pregón de 2007 de la Semana Santa de Jerez pronunciado por el hermano Andrés Cañadas Salguero.

Jerez, 25 de Marzo de 2007, Domingo de Pasión. Teatro Villamarta.


(mp3 13,6 MB 8' 43'')

 

“Dicen que fue Juan el primero que avistó lo que estaba pasando, y por eso mismo, el primero en pedir a María, que no siguiese subiendo hasta el Gólgota.. aunque ya era tarde...

Ya los ojos de la madre habían nublado de terror el verdor de sus pupilas, ante la imagen lacerada del rabí crucificado.

Ni siquiera los soldados hicieron nada por apartarla.
Tan sólo un gesto entre ellos bastó para dejarla pasar, y así fue que se encontró, rota y desolada, ante los pies aún clavados de Cristo en la Cruz.

Nicodemo y José, laboraban todo lo rápido que podían, pues no querían prolongar por más tiempo aquel escarnio.

Primero un clavo.. luego el otro, y así fue que Jesús fue descendido del Sagrado Leño, y depositado en el regazo hundido de María...

Pareció.. como si de repente el viento hubiese querido también dejar de hacer ruido...

Como si todos los silencios del mundo hubiesen acudido de repente al velatorio de Dios...

Sólo se oía el arrastre sobre el suelo de las dos escaleras.. el golpe en la roca de las tenazas arrojadas por el anciano de Arimatea...

..y nada más.

Ni llantos, ni lágrimas...
..ni una palabra de consuelo.. donde no había consuelo posible.

Era la hora de la pena...
La hora del dolor.. de la tristeza.. y de las angustias...

De las angustias más profundas que pueden brotar de un alma, las que sólo son capaces de conocer y padecer las madres...

Dolor en los recuerdos.. como los de María al pie de la Cruz, soñando ante Cristo Yacente, una nana de eternas felicidades...  

..a pesar del dolor...
..del inmenso dolor...
..también en las nostalgias y los recuerdos...

 

Todo empezó un mes de marzo
preñado de primaveras,
cuando el arcángel Gabriel,        
se hizo novicia presencia.

Entre almendros florecidos,
imagino aquella escena,
aromada de perfumes,
y ungüentos de Samarea...

Una casa pequeñita...
Una ventana entreabierta...

..y un rayo de fina luna
templando luz y existencia...

Imagino las cortinas,
haciendo turno de vela,        
mecidas por una brisa
suave.. como la bohemia,
y me imagino a María,
humilde y gentil doncella,
recibiendo de los Cielos
Palabras de Vida Eterna...

...las palabras con que Dios,
con sus manos alfareras,
modeló la nueva vida,
desde su fragua materna.

 


A veces las cosas son,
como quiere Dios que sean,
pero a veces la razón,
no sabe si comprenderlas.

Pues cómo entender entonces,
tanto dolor y tristeza,
encerrado en un suplicio
de amarguras sempiternas.

Son las cosas del Señor,
y se aceptan como vengan...
.unas veces frío invierno...
y otras.. vuelo de cigüeñas.

La cruz sobre aquel calvario,
puso el sello de la omega,
a la líneas comenzadas
en los llanos de Judea,
cuando el llanto del Dios Niño
- rey en cuna de madera -
inundaba de esperanzas
la primera luna llena.

Y María.. Virgen Madre,
rota en la Sagrada Leña,    
abrazaba los recuerdos,
de aquella infancia tan tierna...

..las caricias a Jesús...
y su sonrisa serena...

..o las canciones de cuna
al calor de la candela...
derramados sus cabellos
como el mar.. sobre la arena.

María. ¡Qué cruz tan grande,
la cruz de tu penitencia!

¡Cuántos puñales, María,
asomando a tus riberas...
desde que dios marcó en ti
los “quejíos” de la debla!

¡Cómo contarle a José,
que fue Gabriel quien dijera,
que la forja de tu vientre
era de Dios sementera..!

Cómo asumir que los tuyos
cruzaran a la otra acera..

Cómo entender que Dios Padre,
marcara de puño y letra,
que tu destino en la vida...
era hacer lo que Él pidiera...

Espada de Simeón,
clavada en tus entretelas...

Huracán de la nostalgia,
con la muerte tan de cerca.

Estás sola ante la Cruz,
- bajamar en la escollera -
pero no existen más llantos
en tu memoria profética...
pues sabes bien que el Señor,
duerme en su lecho de piedras...
tres crepúsculos yacentes
de divina duermevela...    

Y es que el mundo desde entonces,    
tiene la santa certeza,
de que María es refugio
a los vientos y galernas...

..porque por mucho que el alma,
- loca fruta tempranera -
quiera buscar las razones
de su lógica y sus cuentas..                    
todos debemos saber,
que en su bendita querencia,
hallaremos el camino,
de la infinita Grandeza.

 

Por eso es siempre María,
la que ampara.. y la que ruega...
y por eso Andalucía,
la quiere.. y la piropea.

Y por eso son los palios...
y la música que suena...
y los varales de plata...
y las fajas costaleras...

..y por eso los silencios,
y también las marchas lentas,
y las manos y gargantas,
que dan forma a la saeta.

Por eso los vestidores,
y los encajes de seda,
y las lentas madrugadas,
de alfileras y preseas...

Por eso, todos los años,
en su inmensa gentileza
Ella baja del altar
donde los siglos la elevan,
y recibe a los que vienen
como siempre, para verla,
a depositar sus besos,
en su caudal de pureza.

Porque tú eres, Señora,
perdón del que se confiesa,
y el celemín peregrino,
que ilumina nuestra senda.    

Eres lucero en el alba,
Eres cola de cometa...
eres luz en el Sagrario,
y eres foto en color sepia...

Eres toque de guitarra...
eres garganta flamenca...
y el compás por bulerías,
que rompe ritmo y esquemas...

Eres la fe del mayor...
el Santísimo en reserva...
los pechos que amamantaron...
y los rosarios de perlas...

..eres clavel y geranio,
junto a una silla de “enea”,
y el sol que llena la aurora
de contraluces violetas...

..y eres un soplo de vida...
y el blancor en las banderas,
de los que piden la Paz,
porque no quieren más guerras.

¡Qué suerte tenerte siempre,
- espigón de nuestras metas -            
Patrona del galeón
que tu candor timonea,
porque eres para el pueblo,
como esa fuente agarena,
donde calmamos la sed,
con sorbitos de agua fresca.

Por eso al llegar aquí,
tras los nervios e impaciencias,
finalizo este Pregón,
y ante vosotros, mi venia,
quiere vestirse de amor,
y convertirse en ofrenda,
y trenzar una oración...
dedicada sólo a Ella.

Rezo con alma de niño,
que así dice.. en su inocencia...

Por Tí, Señora del luto,
Madre Santa y Madre Buena,
dejo en Jerez mis suspiros...    
mis angustias y demencias.

Por Ti, Torre de Marfil,
mi capitana morena,
imploro paz y consuelo,
vistiendo túnica negra.

Por Ti, Angustias Bendita,
Auxiliadora Perpetua...
causa de nuestra alegría,
junto a la Cruz Verdadera...
florecen las amapolas,
y vuelve el trigo a la era,
y se cuaja de claveles
el Gólgota de tu siembra.

Por Ti, vuelan los suspiros,
vistiendo la Corredera,
con los blancos azahares
que te llegan a la vera...

.. y por Ti las oraciones...
por Ti, Salves y promesas...
..cuando el Domingo de Ramos
se cobija en tu Alameda.

Por eso, Reina del Cielo,
Emperatriz de la Tierra,
ten seguro que por siempre
seremos los centinelas...
que cobijen tus Angustias,
y conforten  tus “duquelas”.

¡Que eres la Madre de Dios!...
¡Tú eres la Madre de Dios!
¡Y por Ti.. lo que Tú quieras!

 

 

Pregón de la Semana Santa de Jerez 2007
Andrés Cañadas Salguero

 

En los próximos días

Solemne Besamanos Extraordinario

Entre los días 18 y 22 de Octubre de 2017


Último boletín

Boletín informativo "Sietecuchillos"


Número 6 – Febrero/Mayo 2016

Domiciliación bancaria

Para domiciliar las cuotas de Hermano en su banco, descargue el modelo de autorización y devuélvalo firmado al Tesorero.

Correo electrónico

Para recibir las cartas de la Hermandad por correo electrónico en lugar de recibirlas por correo ordinario, descargue el modelo de autorización y devuélvalo firmado al Secretario.

Imágenes al azar