Historia del creador estético de la Feria E-mail
Sábado, 15 de Septiembre de 2007

Glosa abierta a favor de Jose Alfonso Reimóndez "Lete" un revolucionario en el arte de montar casetas

La Feria también contiene muchos secretos insondables. Asistimos estos días a la concurrencia de una ciudadela elevada a los altares de la estética visible. Nada se presta ni se apresta a la adivinación. Nada habrá de deducirse. Asistimos al lenguaje de lo explícito. La Feria del Caballo es un acontecimiento abierto a los sentidos. Como un fenómeno únicamente concebido para la percepción directa de sus participantes. Pero también esta convocatoria sostiene muchas historias secretas. Mucho patrimonio inmaterial guarecido debajo de sus múltiples facetas. La aceptación de aquello que vemos garantizan la previa actuación de los sentimientos.

Y hoy queremos desvelarle un secreto que además autentifica el valor de las tradiciones de la Feria del Caballo. Un secreto no gritado a voces, sino silenciado desde el fustigo de la enfermedad. Desde los parámetros de la humildad. Desde la recarga de la sencillez personal. Una historia que afecta, porque la protagoniza directamente, al prestigioso decorador y cofrade y belenista José Alfonso Reimóndez López O'fferral, popularmente conocido como Lete. Quienes se consideren ajenos a todos los ámbitos mencionados, podrán identificarlo como el espléndido Concejal de Fiestas de los años de legislatura como alcaldesa de María José García Pelayo.

Lete, y no nos equivocamos al consignar esta aseveración, es el auténtico diseñador de la Feria del Caballo tal y como la conocemos hoy día. Huelga desglosar, por falta de espacio y quizá por lo innecesario de la reseña, la extensa nómina de sus prestigiosas actuaciones en el género de la decoración. Pero no así la propiamente de la Feria. Porque entre la arquitectura que estos días emerge del Parque González Hontoria y la habilidad de Lete para el diseño existe un maridaje indiscutible, una densa historia detrás, un enganche de aportaciones recíprocas que mucho han ofrecido a la panorámica de belleza y color de los paseos del Real.

Pues sí: Lete ha dibujado tantas casetas en los diseños de su don creativo que ya parece inseparable la obra, las obras, del nombre propio. Existen artífices muy relacionados con determinadas festividades. Este caso no se queda atrás. Porque la trayectoria profesional -y el itinerario biográfico- de José Alfonso Reimóndez se cuenta por premios, por primeros premios, en el concurso de casetas. Y también por la implantación de un estilo propio en la planificación escénica de cada propuesta.

Si hacemos memoria, el origen de su intervención en la línea ornamental de la Feria de Jerez se remonta a muchísimos años atrás. Comenzó montando los dos módulos de su Hermandad de las Angustias y ya entonces aquella invención, aquel alarde de originalidad, supuso todo un hallazgo como propuesta adelantada a los tiempos. Reinventó un sello -el cortijero- que aún todavía no había sido descubierto, con toda la paradójica cargazón artística que ello conlleva. A partir de entonces, y conforme fue creciendo su renombre como decorador de prestigio, recibía distintos encargos para montar estéticamente casetas punteras de la Feria.

Lete es sinónimo de premios. Las casetas a modo de cortijo fueron sorprendiendo a propios y extraños. La remodelación general del recinto ferial durante sus años de concejal de Fiestas suscitó la felicitación de la práctica totalidad de los jerezanos. Hoy queremos contar la pequeña historia secreta de Lete. De todos es sabido el amargo trance por el que actualmente atraviesa a raíz de una durísima enfermedad. Después de pasar la Semana Santa en Pamplona, ahora toca turno de vivir la Feria desde la lejana cuadratura de la habitación 512 del Hospital de Jerez. Pero no ha querido abandonar, ni en circunstancias tan desfavorables como ésta, su aportación a la Feria, de modo que Lete, desde el lecho del dolor y con teléfono móvil en la mano, ha querido dirigir el montaje de su tradicional caseta de Holcim, coordinando a los carpinteros el ensamble de cada píeza como si de un maestro de obras capaz de teledirigir las maniobras se tratara. Así es Lete y así es la Feria del Caballo. Nuestro homenaje al gran José Alfonso y nuestro ferviente deseo de recuperación.

 

Marco Antonio Velo

Jerez Información, 08/05/2007

 

 

En los próximos días

Comida de Feria

13 de Mayo a las 15:00 horas

Último boletín

Boletín informativo "Sietecuchillos"


Número 6 – Febrero/Mayo 2016

Domiciliación bancaria

Para domiciliar las cuotas de Hermano en su banco, descargue el modelo de autorización y devuélvalo firmado al Tesorero.

Correo electrónico

Para recibir las cartas de la Hermandad por correo electrónico en lugar de recibirlas por correo ordinario, descargue el modelo de autorización y devuélvalo firmado al Secretario.

Imágenes al azar